Applus+ IDIADA: desempeño ambiental en 2021

06/07/2022

    El 2021 fue un año en el que la actividad de IDIADA continuó viéndose afectada, aunque en menor medida, por los altibajos ligados a la crisis sanitaria derivada del COVID-19, alternando periodos de alta actividad con otros en los que la presencia de clientes era menor.

    Como consecuencia de esto, las horas presenciales trabajadas fueron similares a las de 2020 (con un ligero incremento), muy lejos de las cifras alcanzadas en el año 2019. Además, con la llegada de la “nueva normalidad” algunas áreas han seguido compaginando el trabajo presencial con el trabajo en remoto.

    Relacionado con el teletrabajo, solamente una parte de la plantilla pudo optar por esta opción ya que los trabajos de ensayo en los laboratorios y talleres se realizaron de manera presencial.

    Dentro de las diferentes actividades de la empresa, las llevadas a cabo de manera presencial en laboratorios y talleres son los que tienen un impacto mayor en los indicadores, consumiendo una parte importante de los recursos y generando un porcentaje elevado de los residuos de la empresa.

    Es por todo esto que, al estar los indicadores ambientales referenciados al total de horas presenciales trabajadas, algunos de ellos siguen siendo bastante superiores a los valores previos a la crisis sanitaria.

    Por otro lado, si los comparamos con los datos de 2020, año en el que se inició la pandemia, se ha visto un ligero descenso en la mayoría de ellos.

    A continuación, pasamos a detallar cada uno de ellos:

     

    Consumo de agua

    Las actividades de IDIADA 1, IDIADA 2 y Les Planes requieren la utilización de un importante volumen de agua para su desarrollo. El origen de ésta procede de dos puntos diferentes:

    • Pozos propios
    • Fuentes externas

    Dicha agua se usa principalmente para:

    • Riego de vegetación y zonas ajardinadas
    • Pistas de frenada, fatiga, rampas y wet handling
    • Aseos, vestuarios y cocina
    • Máquinas de ensayo y torres de refrigeración

    Las máquinas de ensayo y torres de refrigeración continuaron trabajando para dar servicio a los trabajos de las instalaciones. También en las pistas se produjo un considerable consumo a pesar de una menor presencia de clientes si la comparamos con el año 2019.

    Consumo de agua por horas trabajadas presencialmente

    En el período que comprende los años 2016 y 2019, tal y cómo se observa en el gráfico, la tendencia de consumo de agua fue descendente debido, en parte, a la ejecución de medidas destinadas a mejorar la eficiencia en el consumo de agua.

    A pesar de que el valor absoluto en consumo de agua fue inferior al de años anteriores, esto cambió en 2020 donde la disminución de las horas trabajadas de manera presencial debido al COVID-19 propició este cambio de tendencia. En 2021 se contabilizaron más horas presenciales trabajadas que en el año anterior y un descenso en la ratio de agua consumida por hora trabajada presencialmente.

    A continuación, se puede observar la evolución del consumo en valor absoluto:

    Consumo de agua en valor absoluto

    Durante 2021 no se implementaron nuevas medidas para reducir el consumo de agua, pero sí se dio continuidad a otras ya implementadas como por ejemplo el seguimiento periódico de la red de contadores para la precoz detección de posibles fugas.

     

    Generación de residuos

    En el año 2021, en cifras totales, la actividad cotidiana de IDIADA 1, IDIADA 2 y Les Planes generó 0,45 kg por hora trabajada, de los cuales 0,18 kg corresponden a residuos peligrosos y 0,27 kg a residuos no peligrosos, siendo todos estos gestionados por empresas autorizadas para ello.

    Hay que tener en cuenta que la mayor fuente de generación de residuos de la empresa viene asociada a los ensayos de laboratorio y éstos se mantuvieron en cantidades relativamente constantes en los últimos años.

    Desde otro punto se contabilizan los residuos que se generan asociados a las personas y su presencia. En este caso un ejemplo de disminución de estos residuos es el del papel y cartón.

    Finalmente, como consecuencia directa de la crisis sanitaria, y como medidas de prevención, se han continuado utilizando EPIs como por ejemplo las mascarillas, los guantes o las fundas para los asientos. El uso de estos equipos de protección individual también aumentó la cantidad de residuos banales generados.

    Residuos por horas trabajadas presencialmente

    Todos los residuos generados en IDIADA son segregados en origen dependiendo de su naturaleza para de esta manera facilitar su adecuada gestión. Del total de residuos generados, un 87% se han valorizado.

    En un año en el que la crisis sanitaria ha seguido muy presente, y con la intención de conseguir una correcta segregación de los residuos, se realizaron varias comunicaciones internas a todos los trabajadores con las pautas a seguir para una adecuada gestión de los residuos de equipos de protección frente al virus (mascarillas, guantes, fundas protectoras de asientos, …).

    Además, se ha dado continuidad a las acciones de información sobre gestión de residuos para clientes, iniciadas en el año 2018, incluyendo también información sobre los residuos de COVID19.

     

    Emisiones a la atmósfera

    La naturaleza de la actividad desarrollada en IDIADA conlleva la utilización de diferentes tipos de combustibles, entre los que se encuentran: gasolina, gasoil, GLP y GNL, lo que supone la emisión de CO2 a la atmósfera.

    Consumo de combustible

    En la gráfica que se muestra a continuación se puede observar que el consumo de combustibles fósiles ha vuelto a niveles previos a la pandemia, a pesar de que el número de horas trabajadas presencialmente es inferior. El principal motivo de esto es el incremento de los ensayos con vehículos eléctricos que utilizan fuentes de energía diferentes.

    Consumo de combustible por horas trabjadas presencialmente

     

    Consumo eléctrico

    A lo largo de 2021, IDIADA continuó con su política de reducción de consumo de electricidad instalaciones y para ello siguió implementando las siguientes medidas:

    • Se continúa con la instalación en nuevas edificaciones de analizadores de redes en cuadros principales y equipos de climatización más eficientes tipo VRV, compresores de tornillo con tecnología inverter, con telegestión para mejora del control.
    • Sustitución de tubos fluorescentes fuera de uso por otros similares más eficientes.
    • Cambios de iluminación por nuevas tecnologías, como por ejemplo LED.

    Consumo de electricidad por horas trabajadas presencialmente

    Al igual que en 2020, el crecimiento de los ensayos con vehículos eléctricos ha experimentado un crecimiento importante. Es por ello que IDIADA está continuamente adaptando sus instalaciones para poder ofrecer a los clientes los servicios y tecnologías más avanzados. A lo largo de 2021 se instalaron nuevos puntos de recarga en algunos de los boxes destinados para clientes con el objetivo de satisfacer las necesidades de sus ensayos.

    Además, durante el año 2021 los ensayos de motores eléctricos en los bancos que IDIADA dispone han continuado a ritmo normal. Estos bancos llevan asociados numerosos equipos auxiliares de alto consumo eléctrico.

    Comparando la ratio de consumo de electricidad por horas trabajadas presencialmente de 2021 con el año 2020, se observa un ligero descenso, favorecido por el incremento de las horas trabajadas.

    A niveles de valor absoluto de consumo de energía eléctrica, el dato de consumo de 2021 es prácticamente el mismo que en 2020.

    Al igual que pasa con el indicador del agua, muchas de las máquinas de ensayos, torres de refrigeración y climatización tienen un funcionamiento que se ve poco afectado por el aumento o disminución de las horas de trabajo presenciales, ya que, trabajan de manera constante.

     

    Programa de gestión ambiental

    Un pilar básico sobre el que se sustenta la política medioambiental de IDIADA es la mejora continua. Por eso se sigue trabajando en la implementación de medidas que permitan mejorar el comportamiento de la empresa con el medio ambiente.

    Con este propósito, para el año 2022 se han establecido varios objetivos que a continuación se detallan:

    Objetivo 1: Reducir en un 2% las toneladas de RAEE’s generadas (LER 200136) por el número de horas trabajadas presencialmente respecto al valor obtenido en 2021

    Para poder conseguirlo se llevarán a cabo tareas de recuperación de equipos en buen estado para poder entregarlos a entidades que se encarguen de darles una segunda vida útil. De esta manera se persigue reducir el número de residuos electrónicos y eléctricos.

    Objetivo 2: Recopilación de datos de m3 vertidos/mes en Pista de Frenada y estudio de viabilidad técnica y económica de opciones para reducirlo

    Durante el 2022 se instalarán equipos de medida para conocer la cantidad de agua que se vierte en la pista de frenada y se estudiarán posibles soluciones técnicas para reducirlo. Este objetivo, si el análisis de viabilidad técnico y económico lo permite, tendrá continuidad en el año 2023, con la implementación de modificaciones para su reducción.

    Objetivo 3: Reducir un 12% las emisiones de alcance 2 en el total de las BU de IDIADA con respecto a las mismas emisiones del año anterior.

    Para ello se fomentará la compra de energía procedente de fuentes renovables.

     

    Por otro lado, a continuación, se detalla el grado de consecución de los objetivos que se plantearon para el 2021:

    Objetivo 1: Reducir en un 3% las toneladas de papel consumidas por el número de horas trabajadas respecto al valor obtenido en 2020

    Gracias a medidas tales como la instalación de un sistema de impresión individualizado en cada una de las impresoras o a la implantación por defecto de la impresión a doble cara se consiguió reducir significativamente la generación de papel como residuo.

    Objetivo 2: Conseguir una media de 3,9 puntos de un total de 4 en las auditorías trimestrales de las zonas de residuos de IDIADA.

    Para cumplir este objetivo se realizaron sesiones de formación específicas para los nuevos empleados que tuvieran funciones de responsable de residuos en sus respectivos departamentos, además de comunicaciones de refuerzo sobre las tareas a desempeñar a dichos responsables.

    Con estas medidas se consiguió cumplir con el propósito y por tanto la media de puntos en las auditorías quedó en 3,9

    Objetivo 3: Implementar sistema de gestión ambiental según la norma ISO 14001:2015 en la BU de Alemania.

    Finalmente se consiguió poner en marcha el sistema integrado de gestión ambiental en la BU de Alemania después de identificar los aspectos ambientales, implementar los indicadores de control operacional para los más relevantes y la evaluación de todos ellos, además de su respectivo cumplimiento con los requisitos legales de aplicación.

    Applus Servicios Tecnológicos, S.L.U. utiliza cookies propias y de terceros para fines analíticos y para mostrarte publicidad personalizada en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación (por ejemplo, páginas visitadas). Clica AQUI para más información. Puedes aceptar todas las cookies pulsando el botón “Aceptar” o configurarlas o rechazar su uso clicando aquí.

    Panel de configuración de cookies